México es un país grande y diverso. Por lo anterior no debe causar sorpresa que tenga numerosas atracciones de enorme interés para los visitantes. La nación mexicana tiene un territorio extenso, con una proyección turística muy variada. Los viajeros tienen la oportunidad de realizar actividades recreativas en cautivadores entornos silvestres. Hermosas playas, cavernas, bosques, selvas, desiertos, valles, pantanos, cascadas y lagunas pueden hallarse en las distintas regiones del país. Vale la pena aprovechar nuestras próximas vacaciones para realizar actividades turísticas en estos atractivos rincones de la República Mexicana.

Huatulco es un destino vacacional muy completo que pone a nuestro alcance las atracciones naturales más admirables de las costas oaxaqueñas complementadas con una sólida infraestructura turística. De entre las bahías de Huatulco más destacadas hay que mencionar Chahue, Tangolunda, Conejos y Santa Cruz. En ellas hallarán los visitantes 36 magníficas playas de apacible ambiente. Para fines de alojamiento en la región les sugerimos quedarse en el prestigioso Hotel Las Brisas Huatulco.

Chiapas es una garantía de satisfacción turística, en especial para los afectos a la aventura y el contacto pleno con los espacios silvestres. Para comprobarlo, les sugerimos visitar las Cascadas de Agua Azul en la entidad chiapaneca. Localizadas a unos 133 kilómetros del Pueblo Mágico de San Cristóbal de las Casas, estas cascadas de aguas turquesa están integradas a una vasta reserva silvestre. En este espacio natural tienen su hábitat variadas especies de plantas y animales particulares de la región. Resulta imperdible admirar en esta zona los ríos que abastecen a las Cascadas de Agua Azul, caudales como el Bolontiac, Shumujila y Ríos Paxilija.

Los visitantes en este hermoso paraje chiapaneco podrán practicar el kayakismo, senderismo, rafting, excursionismo, campismo y natación.

Para quienes quieran conocer hermosas playas en las costas mexicanas, les aconsejamos conocer los litorales del estado de Michoacán. Allí se hallarán balnearios tan gratos como Maruata, playa que destaca por sus atrayentes paisajes, sus románticas puestas de sol y la abundante vegetación que la rodea.

Por lo demás, en las cercanías de Maruata se hallarán ríos de agua cristalina y extensas praderas donde tener vivencias ecoturísticas de esas que se quedan para siempre en la memoria de tan gratas que resultan.