La República Mexicana es una nación generosa en lo que se refiere a sus atracciones turísticas. Tiene abundantes sitios para cautivar a los aficionados al turismo cultural, como también parajes naturales de gran belleza que son formidables opciones de visita para los aficionados al ecoturismo. En especial quienes estén en busca de zonas costeras apacibles y propicias para olvidarse de los problemas propios de la cotidianidad, en los litorales mexicanos encontrarán excelentes alternativas para ello. Para servir de referencia y guía a quienes tengan pensado tomar unas vacaciones en las costas mexicanas, en lo que sigue mencionaremos cuáles son las mejores playas solitarias en México que debes conocer.

Una recomendación de playa solitaria para visitar la tenemos en Bahía de Cacaluta, en el estado de Oaxaca. Comparte límites con el Parque Nacional de Huatulco y para llegar a su entorno hay que transitar por un espacio de abundante vegetación. Es una playa hermosa que nos permitirá estar solos, disfrutando de bellos paisajes y avistando variadas especies de plantas y animales.

En el estado de Guerrero es posible hallar varios parajes costeros que destacan por su ambiente solitario e inalterado por la actividad humana, tanto turística como comercial. Un ejemplo de ello lo tenemos en Playa Michigan, la cual también es muy valorada por los aficionados al ecoturismo. Para alojarse en las costas guerrerenses lo mejor es reservar en el famoso hotel  Emporio Acapulco.

Nuestra siguiente sugerencia se localiza en el estado de Nayarit. Se trata de Bahía Chacala. Al igual que en la playa anterior, en esta zona costera del Pacífico Mexicano los visitantes se hallarán en un espacio colmado de vegetación. Es un territorio abundante en plátanos y mangos, frutos que son particulares de la zona. El paisaje está definido por el vasto horizonte marino.

Vale la pena aprovechar la relativa cercanía que tienen varias de las playas mencionadas con importantes centros de veraneo. Estos lugares turísticos están dotados de eficientes infraestructuras para atender a los visitantes. Por ejemplo, en las costas del Caribe Mexicano, en algunos paradisiacos rincones de la Riviera Maya, es posible hallar rincones costeros de virginal ambiente. Para alojarse en el rumbo lo mejor es reservar en el hotel Oasis Palm, una garantía de descanso y relajación en las costas de Quintana Roo.